Navarra Suma pide de nuevo que se les informe de “qué cargos del Gobierno de Navarra conocían el posible caso de cohecho, en qué fecha lo conocieron y qué decisiones adoptó cada uno de ellos tras conocer los hechos”.

  • Ante la falta de respuesta del Gobierno, se han visto obligados a reiterar qué cargos conocían lo que estaba pasando y por qué no lo denunciaron
  • Desde la coalición quieren que se llegue hasta el final y no van a cejar en llevar a cabo las iniciativas necesarias

Navarra Suma ha denunciado el “oscurantismo” del Gobierno que preside María Chivite en relación con el posible cohecho producido en el Servicio Navarro de Salud consistente en la presunta oferta de pagos irregulares de una empresa por compra de material médico. Así, ante la falta de respuesta de la consejera Santos Induráin a algunas de las cuestiones que se le preguntaron el pasado mes de junio, la coalición de UPN, Ciudadanos y PP se ha visto obligada a reiterar sus preguntas.

En concreto, Navarra Suma pide de nuevo que se les informe de “qué cargos del Gobierno de Navarra conocían el posible caso de cohecho, en qué fecha lo conocieron y qué decisiones adoptó cada uno de ellos tras conocer los hechos”.

La coalición ha solicitado también saber “si el facultativo que denunció los hechos había sufrido con anterioridad alteraciones en su trabajo, como alguna reasignación de puestos de trabajo o programación de cambios de horarios y, en caso afirmativo, cuándo y en qué consistieron”.

Asimismo, Navarra Suma también quiere conocer “por qué se descartó ordenar de inmediato un expediente de información reservada para

esclarecer un asunto de tan extrema gravedad tras la reunión entre el facultativo denunciante y el director de profesionales del SNS-O”.

Otro de los asuntos por lo que Navarra Suma se interesa es el contenido de la reunión mantenida el 23 de julio de 2020 en la que participaron el denunciante, el director de profesionales y el gerente del CHN. En concreto, preguntan “si en la citada reunión el facultativo denunciante comunica la posible existencia de un delito de cohecho por supuestos sobornos en el Área del Corazón”.

“Un asunto muy grave”

Como es sabido, los Juzgados de Pamplona están investigando desde hace meses un posible asunto de corrupción producido en el Servicio Navarro de Salud, una vez que el Defensor del Pueblo, y no el propio SNS-O, lo trasladó al Ministerio Fiscal.

“Desde que lo conocimos entendimos que era un asunto muy grave en el que, al margen de las actuaciones judiciales sobre las que no tenemos nada que decir, era necesario investigar las responsabilidades de los cargos del Gobierno de Navarra por el retraso en aclarar lo sucedido, así como el porqué de su negativa a poner el asunto en conocimiento de los Tribunales de Justicia”, han manifestado.

Y añaden que, “de manera especial nos preocupa la falta de protección por parte del Gobierno al facultativo que denunció los hechos, un funcionario de la Administración Pública”. “No solo no se le protegió, sino que, además, parece que podría haber sufrido represalias por parte de sus superiores”, señalan.

Desde Navarra Suma advierten que quieren que se llegue “hasta el final” y que, por su parte, no van a cejar de llevar a cabo “las iniciativas que sean necesarias para saber qué pasó y qué personas del Gobierno pudieron tener algún tipo de responsabilidad”.

Navarra Suma pide de nuevo que se les informe de “qué cargos del Gobierno de Navarra conocían el posible caso de cohecho, en qué fecha lo conocieron y qué decisiones adoptó cada uno de ellos tras conocer los hechos”.

TE ESCUCHAMOS

Pregunta o sugiere a NAVARRA SUMA. Nos comprometemos a responder.